Tipos y modelos de sacacorchos

Para los amantes de los vinos siempre hay un obstáculo para llegar a ese exquisito elixir de los dioses, ¡el corcho!, que aunque es una “piedra en el zapato” para muchos, es necesario para mantener el vino en perfectas condiciones.

Si llegaste a este artículo es porque probablemente eres fiel amante a los vinos, y como quiero ser tu cómplice, aquí te nombraré algunas opciones de sacacorchos que seguro te serán de gran utilidad.

Eso sí, antes de nombrarte los tipos de sacacorchos, hagamos una tarea de cultura general…

¿Qué es un sacacorchos?

Pues como verás, un sacacorchos es una herramienta básica para abrir botellas selladas con un corcho, como lo son las botellas de vino; algunos pueden ser manuales o eléctricos. En su mayoría, estos dispositivos cuentan con una varilla de metal retorcida  que el usuario introduce en el corcho para sacarlo. Además, seguro no sabías que estos artefactos vienen en numerosas variaciones, mismas que te mostraré a continuación.

Tipos de sacacorchos

Estos son los tipos de sacacorchos que podrás encontrar:

Sacacorchos simples

Un sacacorchos simple o básico consta de solo dos elementos, una varilla de metal retorcida con una cabeza afilada (a menudo esta varilla es  llamada gusano), y un mango unido en un Angulo recto.

Por lo general, este tipo requiere de mucha fuerza física para lograr el objetivo de sacar el corcho.

Sacacorchos avanzados

Este modelo es muy similar a los simples, pero son más fáciles de manejar, ya que tienen un cuerpo de plástico que enmarca el gusano de metal con el mango, esto lo colocas en el cuello de la botella y hace que el sacacorchos esté en su lugar de manera estable y segura.

Además de la mayor estabilidad, con este tipo de sacacorchos tienes que emplear menos  fuerza  física.

Sacacorchos de mariposa

El nombre proviene de la forma del cuerpo que amarra el cuello de la botella. Este tipo seguro se te parecerá a los sacacorchos avanzados, sin embargo, hay una distinción importante, ya que tiene palancas que funcionan mediante un mecanismo simple; estas alas están conectadas al gusano y cuando comienzas a girar se van hacia arriba. Requieren más fuerza que los sacacorchos avanzados, pero mucha menos que los simples.

Cuchillo de sumiller

Este artefacto es conocido por varios nombres, bien sea: llave de vino o sacacorchos de mesonero. ¿Lo conocías? Si la repuesta es no, te cuento de qué trata. Básicamente es un sacacorchos plegable y se parece a una navaja, pero en lugar de una cuchilla tiene un gusano. Además del gusano, este también tiene una plancha plegable con dos muescas.

Este sacacorchos cabe perfectamente en tu bolsillo cuando se encuentra plegado.

Cuchillo de ejercicio suizo

La navaja suiza es probablemente la herramienta multiuso más famosa del mundo. Fue desarrollada a finales del siglo XIX para el ejército Suizo y se sometió a múltiples rediseños  desde entonces, hasta llegar a los modelos modernos que nos  ofrecen múltiples herramientas para el campo, incluyendo un gusano sacacorchos.

Si vas a una salida de campo y llevas tu botella de vino, esta es  la mejor herramienta que puedes  tener a la mano.

Sacacorchos de conejo

Este es considerado el mejor sacacorchos manual, ya que no es necesario emplear mucha fuerza fisca para cumplir tu cometido.

Sacacorchos eléctricos

Este es el más fácil de usar, ya que no requiere de fuerza física o habilidad manual; así que si eres de las personas a las que les gusta andar sin sobresalto, esta es tu mejor opción.

Ahora bien, cuéntanos, ¿cuál tipo de sacacorchos has usado tú?, y ¿cuál fue más efectivo para ti? Tu opinión es importante para ayudar a otros usuarios.

Deja un comentario